10 de noviembre de 2011

Patrones: Falda de cola de sirena

Sí, lo sé, soy lo peor por abandonar de nuevo así el blog, pero la vida real™ me ha tenido absorbida. Ha pasado todo un verano y hasta el Salón del Manga de Barcelona, pero aquí estoy de nuevo, intentando renovar algunas cositas.

Como muestra de mis buenas intenciones (JA JA), os pongo hoy más patrones de la COSMODE, sacados de la nº 22, y dedicados a las colas de sirena (en formato falda y en formato pez).


La falda de cola de sirena, como su nombre bien indica, es una falda que sigue la línea de las piernas pero se abre a los pies, imitando una aleta de sirena.

Su patrón es muy sencillo a la vez que da una forma muy bonita: ajustada a la cintura, se ensancha siguiendo la forma de las caderas para estrecharse de nuevo a la altura de las rodillas. Desde ese punto hacia abajo, vuelve a ensancharse haciendo la forma de una pequeña falda de capa, creando caída de la tela y permitiendo el movimiento.

Este patrón divide la falda en 6 partes: dos centrales delante y detrás, más anchas (en el esquema son las dos partes con un lado recto, ya que se cortan con la tela doblada), y cuatro partes más estrechas para los costados.

Aparte de añadir la cinturilla, para poder entrar y salir de una falda tan estrecha será necesario incluir una cremallera en un lateral. Para este caso una cremallera invisible es la ideal, la más pequeña y discreta. Si se cose a máquina, es recomendable utilizar el pie especial para coser cremalleras, que deja espacio libre suficiente para que pasen los dientes de la cremallera sin desplazarla de su sitio (consiguiendo así camuflarla mejor).



La segunda parte de estos patrones nos muestra una posible manera de hacer una cola de sirena completa, adaptando el patrón de la falda anterior para cerrarle los pies.

Para poder sacar los pies y caminar, el final de la cola se cose con una abertura a modo de solapa y una cremallera en un costado, lo que da espacio suficiente para moverse.

Por último, nos enseña un par de truquillos. Para la aleta, la tela escogida se hilvana haciendo un abanico y se le pasa la plancha a los pliegues, marcando las ondas (cuidado con las telas sintéticas, bajas temperaturas si no queréis fundirlas).

También una decoración alternativa para la tela de la propia cola si queremos que brille mucho (aunque hay que armarse de paciencia para este método): coser hileras de lentejuelas, superpuestas de forma alternativa como en el dibujo, para imitar la disposición de las escamas de los peces.

2 comentarios:

  1. esto esta genial y mas pork me ayudan en el tallr a subir puntos de la calificacion jejej graxias xD

    ResponderEliminar
  2. La primera versión sin aleta es una preciosidad... *o*

    ResponderEliminar